Navarra al Natural

DESCUBRE NAVARRA AL NATURAL

viernes, 23 de marzo de 2012

El Cerco de Artajona. Ruta Castillos de Navarra.

Hoy vengo a hablaros sobre el magnífico monumento, relacionado con la Ruta de los Castillos y Fortalezas de Navarra, que es el Cerco de Artajona. Tenía preparadas dos entradas antes que esta como son las del Castillo de Amaiur y la Iglesia-Fortaleza de Ujué pero un desgraciado accidente ha hecho que perdiera todo mi banco de fotos dsde el año 2004 hasta ahora así que me toca realizar de nuevo las visitas (cosa que no me importa).
Se trata de un expléndido conjunto amurallado medievaldel S.XI con nueve torreones almenados (en sus orígenes poseía diecisiete) llamados bestorres (Las bestorres son torres huecas por dentro y abiertas por la gola y están perfectamente vinculadas a climas cálidos. La inexistencia de muro trasero las hace particularmente aptas para flanquear murallas urbanas, en general carentes de paradós, de forma que si el asediante añcanza a poner un pie en el adarve le resulta más dificil hacerse fuerte en él y protegerse del hostigamiento intramuros. Fuente: Proyectoifac) coronado por la excelente iglesia-fortaleza de San Saturnino del S.XIII que fue declarada Monuimento Histórico Artístico.
El acceso al interior del Cerco se puede realizar a través de cualquiera de los dos portales que se conservan, el de San Miguel y el de Remagua.
El origen de esta fortificación que se levanta sobre un cerro arriñonado y se adapta perfectamente a él
data del año 1085, cuando Pedro de Roda, obispo de Pamplona donó Artajona a los clérigos de San Saturnino de Toulouse y ese  año se iniciaron los trabajos encargados por los canónigos, cuyas obras finalizaron en el año 1109. No es este el aspecto original que presentaba por aquel entonces el Cerco ya que pronto se convirtió en un lugar especial ambicionado por Reyes, Señores y Clérigos y esto hizo que se produjeran diferentes reconstrucciones sobre todo durante el reinado de Carlos II el malo durante el S.XIV. Pero la planta y disposición actual del Cerco corresponden a una actuación constructiva del S.XIII.
Ejemplo de Bestorre vista intramuros.
El acceso original se realizaba a través de tres puertas principales, el portal de Remagua y el de Aizaldea, situados en el flanco sur y el portal de San Miguel situado en el flanco norte. De estos portales, como ya he mencionado antes, sólo quedan el de San Miguel y el de Remagua.
El diseño del Cerco de Artajona sigue el modelo de fortificaciones francesas dada su dependencia tolosana. Los referentes más próximos los hallamos en recintos defensivos de poblaciones como Los Arcos o Viana y en el Desolado de Rada. Presidiendo el conjunto, en el punto más elevado, se encontraba el castillo con su Torre del Homenaje de la que aún son visibles los restos.
Recreación
Como se aprecia en esta recreación, todo el conjunto amurallado protege la imponente iglesia-fortaleza de San Saturnino donde destaca su campanario que a su vez fue un importante punto de vigía. Está construida en el S.XIII sobre unas ruinas de un templo románico y destacan en su labor de defensa los gruesos muros y grandes contrafuertes, el paso de ronda sobre la bóveda de la nave, que sirvió de calabozo, el pozo de agua, la sacristía que fue usada como cárcel y su imponente torre del siglo XIV.


monumental portada gótica de finales del siglo XIII; doce arquivoltas ricamente decoradas enmarcan el tímpano en el que están talladas las imágenes del martirio de San Saturnino y de la reina Juana de Navarra y su esposo Felipe el Hermoso.
Existe un estudio histórico-arqueológico obra de Fernando Cañada Palacio, José Antonio Faro Carballa y Mercedes Unzu Urmeneta que merece ser leído dao que, por su extensión, sería imposible tan siquiera resumirlo en una entrada de blog. Enlace.
Otra pieza curiosa es el aljibe medieval. Recientemente encontrado en el lado norte de la iglesia, tiene una superficie de siete por cuatro metros, así como tres metros de profundidad. Aparece cortado en su parte superior, pero se conservan las ménsulas de arranque de los arcos de las bóvedas de crucería que debió tener. (Fuente Turismo Navarra.es).
Es importante señalar que Artajona constituía un importante enclave estratégico frente a las amenazas de vecinos, especialmente castellanos y sus pretensiones sobre el Reino de Navarra. En este sentido se entiende la compra de cañones para su defensa en el año 1379.(AGN, Comptos, Caj. 40, núm. 12-IX)
El 15 de Febrero de 1999, mediante Decreto Foral D.F. 42/1999 de 15 de febrero el Cerco de Artajona es declarado Bien de Interés Cultural.
Imprescindible visita para conocer un poco más sobre las estructuras de defensa de un reino tan hostigado y castigado como fué el Reino de Navarra.

Durante la Guerra Civil de los siglos XV y XVI entre agramonteses y beaumonteses, Artajona se hizo agramontesa sufriendo en sus "carnes" el fragor de las batallas.Fue durante esta guerra civil cuando cayó bajo señorío de linaje Beaumont. Sólo al cabo de un pleito de más de un siglo (1621) el Real Consejo del Reino restituyó el rango de “Buena Villa”, incorporando Artajona a la Corona y Patrimonio Real.

Salu2!!

3 comentarios:

Anónimo dijo...

muy chulo, esto ya lo conozco y esta muy bien, me encanta la foto de portada, es preciosa y la dse la recostrucion eso no lo habia visto, habras aprovechado para sacar los Dolmenes no?
saludos anonimo Ander

Oscar (overkill) Guindano dijo...

Gracias por el comentario Ander! Los dólmenes los dejo para otra entrada..... Jejeje!!

juan carlos sanchez dijo...

las fotos me encantan , la clase de historia tambien.
saludos